La red de semillas

Posted on Actualizado enn

El sábado pasado estuve en Elche de la Sierra (Albacete) en un encuentro donde participaron personas pertenecientes a la Red de semillas de Albacete y la Red de semillas de Murcia.

Fue un encuentro con un clima distendido, afable y práctico, sobre todo para mí, que no estoy en este mundillo y sin embargo me llené de mucha información.

Los tres ponentes que vi dijeron algo en común: “El monopolio de las semillas”. Sí, algo tan ancestral y del pueblo que tres multinacionales quieren controlar con la ayuda de sus lacayos, los gobiernos puestos a dedo (creyendo el pueblo que los han votado) quienes han de devolver sus favores y rendirles las pleitesías pertinentes.

Una de estas tres grandes corporaciones es Bayer, sí, la de la Aspirina (que tantas muertes a producido hasta el día de hoy en nuestro planeta). También la que te alivia a veces el dolor de cabeza que  produce tu ego.

Es de “ciencia ficción” que esto esté pasando en el siglo XXI. Controlan los medios de información, finanzas, sanitario, educativo, alimentario… y, ante la mirada impasiva de muchos, actúan de manera impune por este maravilloso planeta Tierra.

Todo está bien. Monsanto la ha comprado Bayer. El universo se equilibra solo. Es necesario un caos para que venga una armonía; y ambos no los dirige el hombre, sino una fuerza más poderosa que él. De ahí mi mantra Todo está bien.

Hay varios caminos en nuestro recorrido de vida. Todos ellos convergen en un mismo destino, por eso, al igual que otras muchas personas, estoy informando de los desequilibrios actuales de gran magnitud en el ser humano, como son las grandes corporaciones y sus efectos colaterales. Mi misión con estos mensajes es decirte qué camino conozco que tiene piedras, y cuál es el llano y con firme suave, ya depende de ti si quieres ir por uno u otro. Este camino último es el del Amor. El Amor nos hace despertar y ver realidades distintas a las que “nos venden”, más capacidad para discernir y, desde el amor, proyectar luz a estos hermanos que viven en la obscuridad para que florezca la semilla divina que tienen en su interior y canalizar esa energía que actualmente están utilizando en, ayudar a los demás. Todos somos uno.

Para ello necesitamos de una conciencia solidaria que nos invite a sentir el daño o el amor que hacemos a nuestro prójimo. Cultivar esa conciencia que nos va a acompañar en el momento del tránsito y, cuando vengan a buscarnos, tener un equipaje liviano para así ir directo a la Morada de Dios.

Hacer una mención especial al hermano José, uno de los ponentes que el sábado pasado nos abrió las puertas de su huerto y de su corazón sin habernos conocido antes. Un hermano al que bendigo en estos momentos y le brindo todo mi amor; le deseo toda la prosperidad que le pertenece. También para todas aquellas personas que trabajan por un planeta mejor. GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS.

Trabajemos por la libertad de las semillas, de la energía, del agua. Todo esto nos pertenece por naturaleza. No tenemos que pagar cánones a unos señores que se han apropiado de algo que no es suyo, sino de la Madre Tierra. Corred la voz, pues somos muchos más que ellos y, sobre todo, pidamos al Universo que nos suba la vibración para vivir en paz.

Namasté.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s